Inspírame cada día.

Haz que mis fantasmas se queden el pasado. Haz que este puto mundo sea más bonito desde tu cama. Haz que mis problemas no sean eternos, que sean pasajeros. Haz que los días negros sean grises con una sonrisa y que las noches no sean oscuras, si no llenas de momentos irrepetibles. Hazme cantar Pereza a todo volumen. Hazme pensar. Haz que no quiera buscar otros besos que no sean los tuyos. Hazme polvo cada mañana en tu cama. Hazme bailar. Hazme vivir. Haz por verme sonreír. Hazme llorar pero de felicidad. Hazme tuya. Hazme eterna.